El caso de los hornos “inteligentes” que se encienden en la madrugada y se precalientan a más de 200 grados


Tener un horno equipado con WiFi, inteligencia artificial, cámara y enlazado a nuestro smartphone podría sonar como lo último en términos tecnológicos, pero cuando dicho horno es capaz de encenderse durante la madrugada sin previo aviso e iniciar el proceso de precalentado a más de 200 grados, tal vez nos haga replantear si es necesario tener este tipo de tecnología en un electrodoméstico.

Este el caso de los hornos inteligentes June Oven, que ahora mismo empiezan a estar en el ojo público, y no precisamente por sus avances tecnológicos, sino por sus incidentes que por fortuna no han terminado en incendios.

El CEO de June dice que la culpa es del usuario

Según The Verge, en los últimos meses se han reportado al menos tres incidentes de hornos June que se encienden y precalientan durante la madrugada. En los tres casos, los propietarios no están seguros de por qué sucedió esto, pero el CEO de June, Matt Van Horn, afirma que el error proviene de los usuarios y no de sus hornos.

En los tres casos, el horno se habría encendido en la madrugada, mientras sus usuarios estaban dormidos, manteniendo una temperatura por encima de los 200 grados durante más de cuatro horas. Uno de los usuarios documentó el caso a través de su cámara Nest; otro se percató al despertar y mirar que tenía una notificación en su smartphone que le decía que el horno estaba listo para cocinar; y el último se dio cuenta tras detectar el olor a patata quemada, siendo el único caso donde el horno tenía comida en su interior.

June Oven nació en 2015 de la mano de dos ex ingenieros de Apple, quienes lanzaron al mercado un horno inteligente equipado con cámara y visión computarizada por 1.495 dólares. Tras recaudar 30 millones de dólares, lanzaron en 2018 la segunda generación del horno ahora con más funciones por 599 dólares.

June

El mayor atractivo de los hornos June es el poder operarlos desde un smartphone, donde se pueden ver los alimentos en tiempo real a través de la cámara ubicada dentro del horno, elegir la temperatura, configurar de acuerdo al tipo de platillo y por supuesto, iniciar con un sólo clic el proceso de precalentado.

Es decir, el horno siempre está disponible a un solo toque en la pantalla de nuestro smartphone, lo cual puede ayudar en ciertos escenarios pero también puede representar un riesgo.

Matt Van Horn, CEO de June, mencionó en declaraciones a The Verge:

“Hemos visto algunos casos en donde los clientes han activado accidentalmente el precalentamiento de su horno a través de un dispositivo, como sus móviles. Así que imagina si yo estuviera en la aplicación de June haciendo clic en las recetas y accidentalmente toco algo que hace que inicié el precalentamiento de mi horno. Hemos visto algunos casos de esto.”

Los hornos de June también son compatibles con Alexa, por lo que la compañía tampoco descarta un problema con el asistente de Amazon, por lo que afirman que ya están trabajando con el equipo de Alexa para investigar posibles fallos o errores.

Van Horn también mencionó que se toman en serio esto del “precalentamiento accidental” y ya están trabajando para investigar y resolver este tema. Lo primero que harán será enviar una actualización durante el mes de septiembre que permitirá a los usuarios desactivar los precalentamientos remotos, pero esta opción seguirá habilitada por defecto, por lo que el mismo usuario será quien tenga que desactivarlo.

Por otro lado, también adelantó que el próximo año lanzarán una actualización que permitirá a la cámara reconocer cuando el horno no tiene comida en su interior, lo cual servirá para que deje de calentar y se apague después de cierto tiempo sin detectar alimentos.



Fuente original Xataka

قالب وردپرس