Evo Morales presenta a su ex ministro de economía como candidato para elecciones bolivianas | sunoticiero.com


Se despejó la duda, los anuncios personales y las especulaciones. En Buenos Aires, trinchera de Evo Morales para organizar la campaña electoral y decidir los nombres de su posible sucesor del partido en la Presidencia, se eligió el «binomio» electoral del MAS (Movimiento Al Socialismo). El exministro de Economía, Luis Arce y el excanciller aymara, David Choquehuanca, fueron los elegidos.

En el Hotel Bauen, sede para reuniones de organizaciones populares (y populistas, incluida Podemos) se celebró la cumbre entre el MAS y miembros del Pacto de Unidad, donde se dio a conocer la noticia. «El candidato del MAS-IPS a la Presidencia será Luis Arce Catacora, los compañeros de base que participaron en esta reunión escucharon interesantes intervenciones, aquí valen más razones, más argumentos para seguir con nuestro proceso de cambio. Nuestro candidato a Vicepresidente, tomando en cuenta la propuesta del Pacto de Unidad, es el hermano David Choquehuanca», proclamó Morales.

El presidente, durante casi catorce años y prófugo de la justicia, acusado de sedición y terrorismo, confía en lograr la victoria en primera vuelta en las elecciones del 3 de mayo. La dispersión, previsible salvo resignaciones, de la oposición que presenta varios candidatos le da «argumentos» para soñar con un regreso a poder mediante sus elegidos. «Son una combinación entre el conocimiento científico y el conocimiento originario», concluyó Morales.

Carlos Mesa, el hombre al que le arrebataron las elecciones de octubre pasado, tras el pucherazo que impidió un balotaje, se disputa el favor de la oposición con Luis Fernando Camacho, el brazo más beligerante contra el MAS, y, de momento, el expresidente Jorge Tuto Quiroga. El pastor evangélico de origen coreano, Chi Hyung Chung, es otro de los que aspira a alcanzar la Presidencia que hoy ejerce, de forma interina, Jeanine Anez.

Con un, «Hasta la victoria siempre», modelo castro guevarista, Evo Morales zanjó la discusión sobre las candidaturas. Su actividad política en Buenos Aires, donde se encuentra en condición de refugiado político, provoca hondo malestar en diferentes partidos. La Unión Cívica Radical (UCR), partido de corte socialdemócrata al que perteneció el difunto expresidente Raúl Alfonsín, presentó un proyecto de resolución donde pidió la expulsión del expresidente al considerar que, con su activismo, viola todos los requisitos que se exigen a los refugiados. «Se encuentra en nuestro país en calidad de refugiado» gracias al Poder Ejecutivo y ,a la parecer, con una sola condición: «No hacer declaraciones políticas». Morales, añade el comunicado de la UCR, «hizo todo lo contrario. Visitó la Quinta de Olivos, concedió todo tipo de reportajes a diferentes medios, participó de actos políticos».

Al hilo de las declaraciones en las que el expresidente instaba a la creación de unas «milicias armadas del pueblo como en Venezuela», la UCR advirtió que sus declaraciones, «atentan contra la paz y la democracia del país vecino que está en pleno proceso de normalización de sus instituciones. Las amenazas de su ex mandatario, no ayudan en nada a los bolivianos», insistió. La petición de la UCR no encontró eco en el Gobierno de Alberto y Cristina Fernández.

Luis Arce

Evo Morales buscó un perfil técnico para elegir a su candidato a la Presidencia. Luis Arce, ministro de Economía y Finanzas Públicas en su primer gobierno y en la recta final de su último mandato, está lejos de luchas revolucionarias e ideologías modelo socialismo siglo XXI. Arce, de 56 años, es un economista y catedrático de universidad que conoce bien la política, donde se mueve sin estridencias. Trabajó en el Banco Central de Bolivia y fue el responsable del programa financiero exterior de Bolivia. A él le atribuyen los éxitos económicos de la gestión de Evo Morales.

ABC

SuNoticiero



Fuente: sunoticiero.com

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion